miércoles, 29 de enero de 2014

FIORDLAND – DOUBTFUL SOUND

Doubtful Sound es uno de los entrantes o “sound” más extensos de la costa de Fiorland. A veces ha sido llamado como “Sound of Silence” por la serenidad que emana. Es el más profundo, 421 metros, y el segundo más largo más largo (40 kilómetros) y sinuoso, con tres brazos diferentes.

Doubtful Sound tiene varias cascadas espectaculares como la Browne Falls con 619 metros de altura (en algunas ocasiones hasta 836 metros) en la zona de Hall Arm o la Helena Falls con 220 metros en la zona de Deep Cove.

El navegante británico James Cook vio la entrada en su primer viaje en 1770 y le dio el nombre de Doubtful Harbour (puerto dudoso) ya que dudaba de la capacidad de poder navegar dentro de él. Felipe Bauzá y Cañas, un cartógrafo que acompañó en su travesía a Alessandro Malaspina investigó el “sound” en 1793 y a principios de 1800 lo visitaron los primeros cazadores de focas.

En Doubtful Sound pueden verse lobos marinos neozelandeses y pingüinos crestados en los pequeños islotes en la entrada del fiordo. Al igual que los otros fiordos de la zona, Doubtful Sound tiene dos capas distintas de agua que no se mezclan. Por la diferencia del índice de refracción de estas dos capas hace que sea muy difícil la penetración de luz y como resultado obtenemos especies marinas que suelen vivir a grandes profundidades en aguas poco profundas como es el caso del coral negro.


Existen muchas formas de explorar este fiordo desde Manapouri, en crucero, en kayak, en avioneta…

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Blogging tips